Desaparece Jaguares por Mala Administración Deuda a la Liga, a Jugadores y por Desinterés

 

Jaguares, otra de las malas herencias que dejó Pablo Salazar, secundado por Juan Sabines Guerrero.

*DESPUÉS DE SU DESCENSO, LA LIGA MX LO DESAFILIÓ POR LOS ADEUDOS QUE MANTIENEN CON EL CUERPO TÉCNICO Y JUGADORES.
*EL EQUIPO VIVIÓ EN LA OPULENCIA Y EN EL DISPENDIO DE LOS RECURSOS, SIN RESPONDER A LAS EXPECTATIVAS.
Tapachula, Chiapas. Junio 08.- En las últimas horas, la Liga Mx desafilió al recién descendido equipo de futbol, “Jaguares de Chiapas” por los adeudos que el propietario de la franquicia, Carlos López Chargoy, mantiene con el cuerpo técnico y jugadores.

Esta es la conclusión de una escuadra, que en los sexenios de los ex gobernadores, Pablo Salazar Mendiguchía y Juan Sabines Guerrero, vivieron en la opulencia y en el dispendio de los recursos, pero no respondieron en la cancha a las expectativas de una noble afición.
Por si fuera poco, se dio a conocer que la Liga Mx hará efectiva la fianza depositada por el extinto club para cubrir todos los pendientes.
Con esas medidas adoptadas por las autoridades del futbol mexicano, éste jueves dejó de existir el equipo “Jaguares de Chiapas”, ni siquiera en la Liga de Ascenso..
Ante ello, la franquicia queda en el patrimonio de la federación, a reserva de que alguien la compre, aunque definitivamente ya no tiene participación en la temporada 2017-2018.
López Chargoy también es propietario del club Puebla, que para empezar la temporada debe tener una fianza de 10 millones de dólares, no de cinco, como lo tenemos todos los equipos.
Con la desafiliación de Jaguares de Chiapas, se intentará que todos sus jugadores puedan ser colocados en el régimen de transferencias del Ascenso Mx.
A consecuencia de eso, éste jueves se dijo que los propietarios del Club de Futbol Cafetaleros de Tapachula podrían ahora sumar esfuerzos con el Gobierno del Estado y la iniciativa privada, para fortalecer ese equipo y convertirlo en uno de los principales atractivos del turismo deportivo en la frontera sur.
Incluso, se abrió la posibilidad de contratar algunos de los jugadores de Jaguares que demostraron calidad en los encuentros que sostuvieron.
Para nadie es secreto que Jaguares de Chiapas, fue otra de las herencias que dejó el ex gobernador, Pablo Salazar Mendiguchía.
Los propietarios nunca pusieron interés para que ese equipo -que de “felino” no tiene nada- se haya desquebrajado hasta hacerlo desaparecer.
A pesar de sus lamentables resultados en la cancha, era un atractivo muy importante para la ciudad capital, pero nunca supieron aprovecharlo.
Siempre hubo problemas para el pago de la nomina de los jugadores e incluso en varias ocasiones amenazaron con no jugar, porque no tenían los directivos la capacidad económica para cumplir con sus responsabilidades. Además, los jugadores dejaban entrever que ante la falta de amor a la camiseta, si no les pagaban tampoco trabajaban.
Cuando el Jaguares nació en la capital del estado, sus jugadores y directivos vivían en lujosos hoteles. Algunos hasta viajaban en el jet del Gobierno del Estado, y había quienes se la pasaban en las pachangas, sin rendir como era su obligación.
Hubo jugadores de la calidad de Salvador Cabañas o Adolfo “El Bofo” Bautista, que gozaron en sus días de gloria en ese equipo, quienes después fueron vendidos para hacerse de fondos económicos, y contratar a deportistas de baja calidad -puro charalito dijera el el vulgo popular-, tratando de solamente cumplir en la primera división.
Hoy en Tapachula hay la gran oportunidad de armar un buen equipo, que responda a la que ha sido catalogada como la mejor afición del país.
La población aún recuerda que en el antepenúltimo torneo, el Cafetaleros arrojaron buenos resultados. Después sufrieron un desmantelamiento de sus mejores jugadores, desde sus delanteros, el portero y hasta los defensas, y por ello de poco sirvió haber traído entrenadores de buena calidad.
Ahora debería de reforzarse con buenos jugadores para buscar llevar al equipo a la primera división en las próximas temporadas.
Si bien es cierto que los propietarios de los cafetaleros decidieron apostarle al Soconusco, también lo es que el Gobierno que encabeza el gobernador, Manuel Velasco Coello, siempre ha tenido la responsabilidad de impulsar ese tipo de proyectos y, en éste caso, al modernizar y facilitar las instalaciones del Estadio Olímpico, lo que permitió concretar las negociaciones que concluyeron con la llegada del equipo a la ciudad.
Si quiere que en Tapachula se lleven a cabo juegos de primera división nacional y encuentros internacionales, se deberá de continuar con la construcción de las dos cabeceras del Estadio Olímpico, para tener la capacidad mínima de 25 mil espacios, y en eso, el gobierno tiene la decisión en sus manos. EL ORBE / Ildefonso Ochoa Argüello


Source: Tapachulaa

Share

Be the first to comment on "Desaparece Jaguares por Mala Administración Deuda a la Liga, a Jugadores y por Desinterés"

Deja un comentario.

Tu dirección de correo no será publicada.


*